Alegrías

Las alegrías constituyen el genero del flamenco que de forma mas rotunda define el sentir de la provincia de Cádiz, y sus variantes se extienden desde Cádiz a Jerez de la Frontera, Sanlúcar de Barrameda, Puerto Real, San Fernando (la isla), Puerto de Santa Maria y Chiclana.

La primera mención de las alegrías se la debemos a Antonio Machado Demófilo (padre de los poetas Antonio y Manuel Machado) quien hacia 1881 se refiere a algunas tonadillas en forma de juguetillos o alegrías, como hemos mencionado en la definición de las cantiñas.

Las alegrías comienzan su configuración musical en el ámbito geográfico de Cádiz, en el primer cuarto del siglo XIX, y en el contexto histórico de la guerra de la Independencia y del periodo constitucional de las cortes de 1812.

Debido a la emigración aragonesa hacia Cádiz durante este periodo, posiblemente las alegrías se formaron a partir de la jota de Cádiz, así como de unas antiguas cantiñas denominadas La Rosa, de las coplas romanceadas, de los pregones bajoandaluzaes y del antiguo fandango de Cádiz.El artífice de las alegrías tal y como hoy las conocemos fue el enciclopédico cantaor gaditano Enrique el Mellizo, que desde finales del siglo XIX impuso su magisterio en este estilo.

Algunas otras variantes comárcales de las alegrías, aparte de las ya citadas, son las de Córdoba, las de Lebrija o las de Utrera. El carácter entrecortado del compás de la alegría otorga un sello inconfundible a este genero,covirtiendolo en uno de los mas sugestivos del universo rítmico del arte flamenco.

A lo largo del siglo XIX las alegrías funcionaron como prototipo de cante festero, cediendo el puesto, ya en el siglo XX, a las bulerías y los tangos.

En el desarrollo y evolución de las alegrías a lo largo de casi dos siglos de existencia destaca la aportación atribuida a Ignacio Espeleta, la expresión fonética “tirititran” utilizada por los cantaores como tercio de salida o temple de la voz. Como su nombre indica, se trata de un cante inminentemente festero, destinado al baile, y es bailado por ambos sexos, aunque es mas propio de la mujer.

Destacamos como notables interpretes históricas del baile (y el cante) por alegrías a La Mejorana, La Malena, Gabriela Ortega, La Jeroma y La Macarrona. Durante la época de los cafés cantantes las alegrías funcionaban como soporte musical para los cuerpos de baile, siendo un genero proclive a asimilar coplas de otros géneros. La versión bailable de las alegrías tiene una estructura formal mas o menos fija que consta de los siguientes elementos: entrada, paseo, silencio, castellana y escobilla, para concluir con un desplante o salida por bulerias o jaleos.

Ejemplo de las Alegrías